Compartir

La boca es una de las parte del rostro que mas llama la atención. Sin importar si prefieres brillos o labiales a la hora de acentuar los labios, con estos concejos serás una profesional aplicando el labial que mejor luce a tu piel con un acabado perfecto para lucir como una diva.

  1. Lo primero es saber escoger los colores que mejor te lucen, para lo cual debes saber cual es la tonalidad de tu piel.

Tu tonalidad es fría si respondes afirmativo a las siguientes preguntas

¿Cuando miras la parte interna de la muñeca las venas se ven azules?

¿Tu piel tiene un tono rojizo o rosado?

¿Te queda bien mejor el color plateado que dorado?

De ser fría tu tonalidad los labiales que menor te quedan son los que tienen una pizca de azul en ellos como rosa, rojo cereza y morados. Si tu piel es morena usa los mismos colores pero en versiones más fuertes es decir más saturadas de color. En cuanto a tonos neutros sí te gusta usar labiales suaves en pieles blancas un poco de rosa para pieles morenas un beige oscuro sin amarillo.

ponle-color-a-tu-boca-labiales-frios1

Tu tonalidad es cálida si respondes afirmativo a las siguientes preguntas

¿Tus venas en la parte interior de la muñeca se ven más verdes que azules?

¿Tu piel tiene un tono amarillo o durazno?

¿Te queda mejor el color dorado que plateado?

En las pieles de tonalidades cálidas se ven bien colores como el rojo coral o rojo malboro. En tonos neutros se ven muy bien los colores durazno para pieles claras, para pieles oscuras se ven mejor los tonos como cafe, dorado o chocolate. Los rosados no son una buena opción sí no tienen un poco de amarillo te pueden hacer ver enferma.

ponle-color-a-tu-boca-labiales-calidos

2. La segunda saber que tipo de labial necesitas según tu ritmo de vida para lo cual es importante tener en cuenta la textura del labial este puede ser mate, cremoso o un simple brillo.

La textura mate es saturada en color y opaca generalmente las mujeres no gustan de esta textura porque se ve seca y parchada lo que puede ser un problema sí sufres de resequedad en los labios, pero actualmente algunos labiales contienen tecnología avanzada para mantener tu boca hidratada y evitar que los labios se vean parchados.

El labial puedes aplicarlo directamente del el tubo o para lograr mayor precisión con un pincel para labios. Un pequeño truco es aplicar un poco de corrector alrededor de las comisuras para que el labial no sangre. Generalmente los labiales mate tienen gran duración y dan a tu boca mayor impacto.

Los labiales cremosos contienen cremas humectantes y emolientes pueden ser opacos o contener un poco de brillo. Es mejor aplicarlos con pincel por lo que son cremosos, este tipo de labial hay que retocarlos constantemente porque tienden a quedarse en el centro y se van desvaneciendo a medida que hables o comas.

Los brillos, contiene gran cantidad de ceras y emolientes por lo que contienen menos color. No se sienten fuerte en los labios y pueden reflejar colores iridiscentes. Como carece de saturación en color, el tono de tus labios puede hacer que al aplicar el labial altere el color del mismo en tus labios, para que eso no suceda es mejor aplicar primero un poco de corrector en los labios y luego aplicar el brillo. También se debe aplicar constantemente para que los labios permanezcan brillantes.

3. Por último y no menos importante es la preparación de los labios, la menor forma es pasar un poco de vaselina o crema de cacao con un cepillo de dientes de cerdas suaves o con gránulos de azúcar masajeando suavemente los labios, cuando los sientas suaves aplica un poco mas de crema de cacao dejala actuar unos minutos, remueve el exceso.

Si quieres que tu labial dure más tiempo usa un delineador primero enmarcando los labios y luego usa el mismo lápiz para rellenar la boca, esto para que no se cuartee el labial y por último aplica el labial.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here